martes, 24 de febrero de 2009

ROSA DIEZ Y LA FALANGE



Desde la aparicion de este grupo en la escena politica,en algunos foros falangistas se ha abierto un debate,sobre si es una politica a la que seguir o no.En algunos de estos foros se ha llegado hasta pedir el voto para la vasca.No olvidemos que es partidaria del aborto,del matrimonio entre homosexuales y de otras aberaciones que podeis ver en este articulo de mi blog.

Despues de discusiones entre nosotros,se llega a la eterna discusion de siempre:DEBEMOS ABANDONAR NUESTROS SIMBOLOS EN POS DE LLEGAR AL ELECTORADO...y ahi nos enfrascamos creyendo descubrir la polvora.....ya está todo inventado y los inventos nos han traido hasta donde estamos.Entre esas discusiones aparece la reflexion de un forero,Hispanorrevolucionario en el Foro Ateneo, que hago mias en un 85% y que aqui os dejo:

"Yo pienso que no hay que abandonar ni los símbolos (yugo y flechas), ni el nombre (FE-JONS), ni la camisa azul (usada con moderación). Algunos decís "es que piensan esto y aquello de la Falange y no se acercan a conocernos". Yo les digo, que peor careta tenían los comunistas durante el franquismo, y sacaron en las primeras elecciones de esta partidocracia más de 20 diputados. El que tiene la conciencia tranquila por historia nada ha de temer. Peor historial tienen el PCE y el PSOE y ahí tenemos al superpoderoso PSOE partido de masas y multitudes haciendo de las suyas. ¿Que es lo que pasa? Que ellos tienen el poder, los medios de comunicación (de manipulación) y dan mala imagen de la Falange, recurriendo a mentiras, falsedades y manipulaciones de todo tipo. No importa. Nosotros tenemos otra cosa mejor. Tenemos, como decía Jose Antonio "la fe resuelta de que siguen viven las fuentes genuinas de España". Y direis ¿a cuento de que viene esto? Pues a cuento de que la gente se esta empezando a hartar de la situación, de la crisis, de los separatistas, de la ley de la memoria histórica y de toda esa porqueria junta. Y cada vez hay mas gente que ve que el PP no es solución, y por eso algunos creen que la solucion es UPyD, sin pararse seguramente en muchas ocasiones, ni a leer su programa. No obstante ese crecimiento de UPyD no hace sino mostrar el descontento de la gente. Y empezaran a buscar soluciones fuera. Eso tenerlo seguro. Y en los partidos marxistas no veran esas soluciones, porque siguen con la misma cantinela de la lucha de clases, porque mantienen politicas de inmigracion de puertas abiertas que perjudican a los que podrian ser sus votantes: sectores obreros que tienen convivencia diaria con todos los problemas de España. Y tarde o temprano, veran que UPyD tampoco es la solución. Y ahí tenemos que estar nosotros. Ahí tenemos que estar vendiendo el Patria Sindicalista cuando salga, y moviendonos por todas las provincias. Y que los españoles vean las soluciones que proponemos. Y ellos solos, hartos del sistema, se daran cuenta de la cantidad de mentiras que se vierten sobre la Falange. Pero para ello hay que moverse. Hay que ganar un minimo de apoyo popular que permita tener grupos de camaradas activos en todas las provincias, con actividades periodicas. Y cuando vean las soluciones les importara un pito que el partido se llame Falange Española o Partido del Cochecitoleré. Simplemente le apoyaran. Y se acercarán desde los dos lados:

1º-Sectores de la población española que son de derechas y que saben de la manipulacion que se hace en los medios de comunicación sobre la Falange. Y que aunque ellos crean que es una cosa y luego vean que es otra, ya tienen la base de patriotismo y defensa de una serie de valores. Solo les falta la Justicia Social. Y cuando vean en qué consiste el sindicalismo como modelo económico muchos la apoyaran. Como le ha ocurrido a tanta gente, que en un principio se acercan a la Falange por patriotismo y luego ven que hay un contenido social espectacular y se quedan y dicen "esto es mejor que lo pensaba antes, es mas completo". ¿A cuantos de vosotros os ha pasado eso? ¿A ti te ha pasado, verdad Moncayo? A mi me ha pasado, ¿y a ti tambien Rafa T.? ¿Y a ti 27puntos? Y ahora defendemos a capa y espada el sindicalismo y nos oponemos al capitalismo ¿a que si? pues eso.

2º-Por otro lado estan los sectores de la población española que son de izquierdas, y que descubren la Falange de casualidad. La ven y dicen ¡joer, esto si que es justicia social!¡a mi me han engañado! y si tienen amor por España (¡cuantos miles de personas votan al PSOE y les duele el separatismo!) y se convencen de la maldad del aborto se quedarán, desengañados de un marxismo que no hace nada por ellos y de un PSOE vendido al gran capital y a la Banca. ¿Acaso no os ha pasado eso a algunos de vosotros? ¿Verdad Francisco? ¿no es así Executer? ¿y a ti te paso algo parecido Azulmahón? Y ahora a ver quien se mete con España con ellos delante. Si se piensa en cambiar de nombre y dejar los símbolos, aparecen varios problemas:

1º- Que la gente que pudiera pensar (hartada del PP) en Falange como alternativa no se acercará. Porque buscaran a la Falange y no la encontraran. O solo la veran en grupos que aceptan el capitalismo como sistema económico (lease Frente Nacional).

2º-Que el nombre podría ser usado por otros, manipulandolo.

3º-Que aunque el mensaje siguiera siendo el nacionalsindicalismo, con otro nombre, hay gente que sabe de política, y se daran cuenta enseguida, y diran ¡esos son los falangistas solo que con otro nombre! ¡tened cuidado! ¡que no os la cuelen! y todos los que sean de izquierdas no se acercaran. Ni los independientes o apolíticos, porque los mantendran en alerta los listillos de turno.

4º-Que nosotros mismos nos delataremos. ¿Dejaremos de vender libros como Jose Antonio entre odio y amor? ¿Y las obras completas de todos los fundadores? Entonces la solución es la que es. Seguir con nuestros símbolos, con nuestro nombre, con nuestras ideas. Procurando que no haya excesiva coreografia, que muchas veces eso hecha para atras y es mejor reservarla mas para actos internos, pero si con nuestros periodicos alternativos, y con nuestra bandera de Falange. Y si algo he aprendido en el tiempo que llevo rondando por estos lares, es que si hay algun impedimento (ajeno a la imagen que ofrezcan los medios y a la manipulacion de ciertos grupos) que nos impida crearnos un mínimo (hablo de 6 o 7 mil afiliados, de 40 o 50 mil votos) de base social que nos permita mas adelante movernos con mas fluidez, ese impedimento somos nosotros mismos. Y hay que moverse, cada uno en la medida de sus posibilidades, sin forzar. Pero hay que moverse, porque el movimiento se demuestra andando. Y si no se anda, no hay movimiento."

Como dije estoy de acuerdo en un 85% del texto y al 100% en cuanto al abandono de simbolos,porque la Historia nos dice que abandonar los simbolos ha supuesto quedarnos sin clientes y no captar ni un cliente nuevo

3 comentarios:

Rafa Martín dijo...

En cuanto a lo del FRENTE NACIONAL... ahí le has dado.
Tengo 43 años, y siempre me he sentido lo que podríamos llamar "patriota". No he encontrado demasiada diferencia entre la multitud de grupusculos dispersos en el panorama "nacional". F.N., España 2000, JNR, Alternativa Española, etc... Ya sabeis.
Acudía contento a cualquier acto con tal de terminar levantando el brazo y cantar el cara al sol.
Pues bien. Hace cosa de un año, una noche de sabado, sintonicé por casualidad radio intereconomía, un programa de E. de Diego con un discurso antiZP que encandila y quita el sueño con sus acusaciones y denuncias, que razon no le falta, y me calentó allá por el mes de Octubre pasado para participar activamente en su PLATAFORMA DE LAS CLASES MEDIAS.
Poco mas de un mes, decidí abandonar dicha plataforma porque aunque su visión del negro panorama es mas que acertado, las propuestas capitlistas liberales me hicieron pensar que un triunfo de esta gente, sería a la postre...MAS DE LO MISMO.
Fué entonces cuando al fin digerí lo que significa el Estado sindical.
Estos "neoliberales" convocaron una concentración el pasado 14 de Febrero en Madrid. Por supuesto que no fui pero acudieron los del Frente Nacional (no se a que) y parece ser que fueron repudiados desde la tribuna.
Eso les pasa por buscar eso que comentas en tu entrada sobre lo de UPyD.
Cuando pierdes tu identidad en busca de beneficios electorales, te conviertes en uno de ELLOS.

últimabandera dijo...

El problema es grave, intentare dar mi opinión de forma clara y lo mas sencilla que pueda.
El problema del falangismo es que siempre ha sido un movimiento minoritario y en continua autodestrucción, si a eso le añadimos la estigmatización del falangismo como doctrina y sus simbolos por la inmensa mayoria de la población de nuestra nación, nos encontramos con que el falangismo ciertamente poco tiene que hacer en un sistema como el actual.
Es un error tremendo que desde el ámbito patriota se vea a Rosa Diez como una clara alternativa a apoyar, tanto doña Rosa como su partido, UPYD, no son más que la izquierda, coherente si, pero la izquierda nacional que nunca ha tenido España, y que parece ser, ahora empieza a surgir, no se trata de una opción transversal ni regeneracionista, si no el intento de crear una izquierda españolista, que hace suya la idea de España, pero que mantiene postulados claramente contrarios a los nuestros:

-No aboga por la eliminación de este nefasto régimen autonomico, si no por la recuperación de determinadas competencias, que aunque si es cierto que tienen una importancia capital, no son suficiente para reformar el sistema.

- La defensa del genocidio abortista como derecho de la mujer.

- la defensa de la EPC, con la colaboración ferviente en determinados libros de texto de algun miembro insignie de este partido.

-El curriculum de doña Rosa Diez, ferviente defensora en el pasado de la alianza nacional-socialista en vascongadas y adaliz del Estado federal.

En definitiva UPYD, puede que sea una pieza menos contaminada , pero una pieza más , al fin y al cabo de este sistema.

Encuanto a lo aquí mencionado acerca de la plataforma de las clases medias, coincido en señalar que aunque tienen puntos muy interesantes y en los que coincidimos,especialmente en el tema autonómico, parten de unos postulados claramente liberales.
Me sorprendió también la presencia del Frente Nacional en dicha manifestación, mas si cabe cuando muchas veces se ha criticado a otra formación patriota como Alternativa española, de intentar buscar el ala derecha del PP. Desde mi perspectiva sin embargo hay que diferenciar entre buscar el voto de cierto porcentaje de simpatizantes del partido popular, especialmente su ala dura, aquellos que pesando como nosotros no estan con nosotros, y asumir determinados postulados de la derecha liberal en busca de ese voto, entre ambas cosas hay una gran diferencia.

Un cordial saludo y mi mas sincera enhorabuena por el blog.

Txiripitiflautiko dijo...

Personalmente creo que el hecho de que existan diversas estrategias no debe ser algo excluyente sino una manera de ampliar los frentes de lucha política. Los falangistas llevamos décadas discutiendo bizantinamente sobre el purismo de cada grupo o "familia". El hecho de que nos neutralicemos recíprocamente ha sido aprovechado por el Sistema para mantenernos en la marginalidad. Creo que lo inteligente, puesto que la ansiada unidad es, hoy por hoy, imposible, consiste en respetar cada forma de lucha, desde las de los pequeños grupos más "puristas" que siguen manteniendo el legítimo orgullo de unos símbolos históricos, hasta iniciativas más amplias como el Frente Nacional, que plantea la lucha desde una nueva imagen de modernidad. Hay sitio para todos. Los enemigos son demasiado poderosos como para que andemos desperdiciando energía en querellas internas.